9 sept. 2010

Secretos a voces

No puedo decir nada. Aunque no faltan ganas de decirlo todo.
No dejan de asombrarme cosas. Y eso que pensaba que ya estaba de vuelta de casi todo...

5 comentarios:

  1. jajaja, muy bueno, me has dejado sin poder decir nada, jajajaja

    un abrazo

    ResponderEliminar
  2. jajaja! no me sorprende...
    besotes

    ResponderEliminar
  3. Es lo maravilloso de la vida, no dejaremos de sorprendernos...
    Aunque sea de vez en cuando.

    ResponderEliminar
  4. Ya lo creo anacronista. siempre habrá algo que nos sorprenderá.

    Muchas gracias Gregorio!

    Besotes!!!

    ResponderEliminar